Back to top

Fundo Yerba loca

Localización: 
Metropolitana de Santiago, Santiago, Lo Barnechea
Referencia Localización: 
Camino a Farellones Ruta G-21, desde la altura del puente Ñilhue viejo
Categoría: 
Santuarios de la Naturaleza
Tipología: 
  • Paisaje

Yerba Loca es un Santuario de la Naturaleza ubicado en la Cordillera de los Andes, en Santiago de Chile, en la comuna de Lo Barnechea. El Santuario debe su nombre al Estero Yerba Loca, el cual se abre paso desde el glaciar La Paloma, a más de 3.900 metros de altitud. Por su origen principalmente nival, el caudal del estero disminuye en invierno cuando la nieve y el hielo permanecen congelados. En primavera, al comenzar los deshielos, el estero aumenta su volumen permitiendo el surgimiento de la vida en toda su cuenca. Sus aguas no son aptas para el consumo humano puesto que poseen altas concentraciones de sales de hierro, provenientes de las rocas que drenan sus afluentes: el estero La Leonera y el Chorrillos del Plomo. El estero Chorrillos del Plomo posee una alta concentración de sulfatos, lo que le confiere un ph marcadamente ácido.

Esta es la razón por la cual el estero Yerba Loca en los períodos estivales toma un color rojizo, fenómeno natural que se conoce popularmente como “Polcura” y que en lengua mapuche quiere decir “tierra amarilla”. El Parque Cordillera Yerba Loca posee una especial relevancia cultural ya que ha sido ocupado por el hombre desde tiempos prehispánicos. De hecho, existen más de 100 sitios y objetos arqueológicos que datan de 8.000 a 6.000 a.C. y diferentes sectores de gran importancia arqueológica como lo son Casa de Piedra Carvajal, talleres líticos, pircas y piedras tacitas. Debido a sus condiciones geográficas y climáticas, en este lugar no se establecieron poblaciones permanentes, más bien fue lugar de paso para diferentes grupos étnicos. Uno de estos fueron los Chiquillanes, los que habitaron estas tierras desde 1.500 d.C. Eran hombres altos de contextura gruesa y un poco más rubios que los araucanos. Eran nómades cazadores y recolectores, que recorrían la cordillera en busca de frutos, tubérculos y animales.

Sus rucas o chozas consistían en toldos de piel de guanacos y ramas. Una civilización que sí dejó rastros físicos en el lugar son los Incas. Para ellos este territorio era sagrado y contenía uno de sus cerros tutelares, El Plomo. Fue en este macizo donde arrieros encontraron en 1954 la famosa momia del Plomo. Su nombre verdadero era Kauripaxa y fue sacrificado hace más de 500 años como ofrenda al dios del Sol (Inti) en un ritual que también se realizó en otros lugares de Chile y Argentina, específicamente en el Aconcagua y el volcán Llullaillaco. El Plomo constituía el santuario más austral del imperio. Flora La zona central de Chile posee aproximadamente el 50% del total de las especies de plantas de Chile continental, en un área que corresponde al 20% del territorio nacional. Tal es su importancia que fue catalogada como uno de los 34 “hot spot” a nivel mundial por Conservation International debido a la gran cantidad de especies que en ella habitan. Un gran porcentaje son endémicas, pero a la vez se encuentran seriamente amenazadas. El Parque Cordillera Yerba Loca es parte fundamental de esta ecorregión, de hecho aquí se pueden encontrar aproximadamente 500 especies de plantas o sea el 34 % de la flora nativa presente en la Región Metropolitana y más del 17% de la flora mediterránea. En este lugar existen dos formaciones vegetacionales: el Bosque Esclerófilo Andino de la región y la Estepa Alto Andina, además de cinco asociaciones vegetales: Quillaja saponaria – Lithrea caustica, Kageneckia angustifolia – Guindilia trinervis, Chuquiraga oppositifolia – Tetraglochin alatum, Chuquiraga oppositifolia – Berberis empetrifolia y Laretia acaulis – Ribes cucullatum.

Fauna La fauna de este lugar está constituida principalmente por roedores, destacándose la presencia de cururo y degú. También es posible apreciar zorros chilla y culpeo, vizcachas, conejos y liebres. Con respecto a las aves es posible apreciar en mayor cantidad aves menores, las que generalmente están cercanas a los cursos de agua y a la vegetación como becacina, dormilona fraile, chincol, diuca, tórtola cordillerana, turca, fio-fio, minero cordillerano, gallinita ciega, tenca, perdicilla de cojón, cometocino y picaflor gigante. En los lugares más altos y acercándose al glaciar es posible observar con frecuencia águilas, cóndores y otras rapaces. En la actualidad, este Santuario de la Naturaleza se encuentra al cuidado de la Municipalidad de Lo Barnechea, la que ha buscado desarrollar un proyecto de parque sustentable, intentando revertir los daños ocasionados por la intervención humana, que han derivado en una fuerte baja de su biodiversidad y en la degradación de su ecosistema. La Municipalidad ha promovido la reforestación con especies nativas, el mejoramiento de los espacios de uso público, y la zonificación de Villa Paulina, ubicada a 4 kms., desde el acceso al parque. El Santuario de la Naturaleza Yerba Loca fue declarado como tal el 24 de julio 1973, a través del Decreto Supremo N.º 937. Referencias: Parque Cordillera Yerba Loca http://www.yerbaloca.cl/ Decreto 937 (1973)